sábado, 28 de noviembre de 2015

Tarde de cine: Thrillers psicológicos

   ¿Qué es lo que más os apetece para una tarde de sábado en la que te vas a quedar en casa? A parte de leer un buen libro, eso es obvio, de vez en cuando me pongo una película para ver con manta en el sofá. Soy gran fan del cine en general y de las series de televisión, pero si tuviese que elegir mi género favorito serían los thrillers psicológicos. Por eso os traigo mis películas favoritas de este género.

   Mindscape (Anna) es una película que conocí por su tráiler cuando la estrenaron, aunque nunca llegué a recordar su nombre por lo tanto no pude llegar a ver. Hace poco la he podido ver por fin y ha sido toda una revelación.
   John (Mark Strong), un experto en acceder a los recuerdos ocultos de las personas mediante métodos de regresión, es asignado a un nuevo caso después de estar un tiempo inactivo: Anna (Taissa Farmiga) es una problemática e inteligente chica de dieciséis años que se niega a comer. Al principio parece un caso fácil de una niña mimada rica que quiere llamar la atención, pero poco a poco John se da cuenta de que no todo es tan fácil como parece.
   En pocas palabras os diré que es mi película favorita. La intriga, el suspense y los juegos con tu mente son constantes, la película es un no parar. No es una película tranquila y mucho menos lineal, los giros de trama son constantes y no podrás apartar la mirada de la pantalla en ningún momento. Lo mejor sin dudas es el final. 

   Regresión es la última película del director español Alejandro Amenábar, el cual es bastante famoso al menos en España. Sin haber visto nada de este director fui al cine a verla principalmente porque sale Emma Watson. Sí, soy así de simple. Sin embargo me he encontrado con muchísimo más.
   En un pequeño pueblo de Estados Unidos, en pleno auge de los rumores constantes de rituales satánicos, el detective Bruce Kenner (Ethan Hawke) empieza a llevar el caso de un padre acusado por su hija Angela (Emma Watson) de haber abusado de ella. El problema es que el padre no se acuerda de ese momento. 
   Entré con la idea de ver a la famosa actriz en un nuevo papel. Salí de allí habiendo conocido a uno de mis nuevos directores favoritos. Una película muy oscura y más que intrigante, yo lo describiría como tensa. Sin embargo, el final me decepcionó un poco, a la vez que me maravilló. 

   No puedo hablar de thrillers psicológicos y no hablar del galardonado Cisne negro. Soy muy fan de conocer las películas nominadas a los Óscars o a Los globos de oro, así que me llamó mucho la atención que Natalie Portman ganase el óscar y el globo de oro (y muchos premios más) a mejor actriz protagonista. 
   Nina Sayers (Natalie Portman) es una bailarina de ballet que cuando se le presenta la oportunidad de ser la bailarina principal de El lago de los cisnes hará todo lo que esté en su mano, o mucho más, por obtener el papel.
   Parece una película dulce por el tema del ballet. Nada de eso. El ballet está muy presente, cosa que no me molesta porque a mí me gusta, y le da mucho ritmo a la película. Comprendo perfectamente por qué Natalie Portman fue galardonada por esta película, aunque también me gustaría destacar el trabajo de Mila Kunis, que hace un papel fantástico. Es una película mucho más oscura de lo que parece y con unos giros psicológicos prácticamente perfectos, teniendo la capacidad de engañarte más de una vez.

   Aunque las dos primeras películas puedan parecer iguales, no lo son. Es cierto que se pueden parecer levemente, el motivo por el que creo que me gustan ambas, pero cada una de las tres películas que os he recomendado es única en su totalidad. Espero que le deis una oportunidad a alguna de ellas porque son casi obras maestras del cine, unas más reconocidas que otras, sobre todo del thriller psicológico. Me gustaría muchísimo que me recomendaseis alguna de este estilo o que me comentéis vuestra opinión acerca de estas tres.

Ekaterina. 

1 comentarios:

Irene Marijuan dijo...

¡Hola!

Sólo he visto la de Cisne negro y me gustó mucho, el final es espectacular. Eso sí, algunas partes me dieron auténtico miedo, yo es que soy muuuuy cobarde para estas cosas y esta película daba mal rollo ajjaja.

¡besos!

Publicar un comentario